Trucos para ahorrar en calefacción

Para ahorrar en calefacción, hay que tener en cuenta algunos aspectos operativos. Todos los inviernos, tenemos la posibilidad de llevar alguna sorpresa que otra con la factura de la calefacción. Algunos procedimientos para calentar nuestra vivienda son más efectivos que otros. Sin embargo, con unos simples trucos, tenemos la posibilidad de poder gastar algo menos y causar menos impacto ambiental.

Consejos para ahorrar en calefacción

  1. La temperatura perfecta para calentar un hogar es de 19º a 21ºC. Sólo un incremento de 1ºC, eleva un 7% el gasto de energía. Durante la noche, oscila de 15º a 17ºC.
  2. Por ello es mejor mantener una temperatura recurrente. Los ‘golpes de calor’ incrementan el gasto considerablemente.
  3. Aprovecha las horas de luz, baja las persianas cuando sea de noche y corre las cortinas. De esta forma vas a evitar que se pierda el calor que se ha concentrado a lo largo del día. Si necesitas ventilar, con 10 minutos es suficiente. Un doble cristal ahorra hasta un 50% el calor.
  4. Instala un sistema de aislamiento en las ventanas. Hasta el 30% de las pretenciones de calefacción, vienen por pérdidas de calor originadas en las ventanas.
  5. Optimización de la calidad del vidrio y el tipo de carpintería del marco. El doble cristal disminuye hasta un 50 % la falta de calor. Es primordial que revises las pérdidas de calor en las rendijas de puertas y ventanas de sistemas de persianas sin aislar. Tenemos la posibilidad de cerrar con masilla o silicona, y mantendremos mejor el calor en nuestra vivienda. Coloca un termostato. Va a mantener de manera más simple una temperatura impecable y vas a conseguir ahorrar de 8 a 13% el consumo. Un termostato programable es un enorme aliado para ahorrar en calefacción
  6. Regula la calefacción con tus horarios. Si pasas un largo tiempo fuera de casa, no dejes encendida la calefacción durante el día, mejor prográmala para 1 hora antes de llegar. Además, no calientes habitaciones que no usas y vístete con ropa de abrigo. Durante la noche, mejor mantenerla apagada.
  7. Compara las promociones que da el mercado, puedes llevarte una agradable sorpresa y un enorme ahorro.
  8. La alternativa mayoritaria en las calefacciones particulares es la caldera con organización por radiadores o suelo radiante, seguida de los radiadores eléctricos y los equipos de aire acondicionado con bomba de calor.

Si usas radiadores:

Para los que trabajan con agua es requisito purgarlos por lo menos una vez al año antes de la llegada del invierno para un mejor desempeño.

Mejor mantener los radiadores a una temperatura estable. Evitar ocasionar subidas fuertes de temperatura.

Jamás los cubras, ni coloques muebles cerca, deja que el calor circule libremente.

¿Sabías que el suelo radiante es más eficaz que los radiadores?

Sólo requiere calentar el agua de 35º a 45ºC.

¿Los más caros?

Los radiadores eléctricos. En relación a los sistemas de calor, se puede decir que los que se surten de gas natural o de biomasa resultan los más baratos.

El sistema por bomba de calor aerotérmica, si usamos un conjunto con ordenación energética A, sería el siguiente más barato.

Los mas costosos tienden a ser los radiadores eléctricos. De la misma forma los que se surten de gasóleo. Esperamos que con estos consejos puedas optimizar el desempeño de tu sistema de calefacción.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments